Paloma Mejía Martí
Domingo, 18 Febrero 2018 13:22

La Casa de Bernarda Alba

Valora este artículo
(1 Voto)
La señorita Julia - Teatro Victoria de Madrid La señorita Julia - Teatro Victoria de Madrid Compañía de Teatro Paloma Mejía

La Casa de Bernarda Alba
Teatro Victoria de Madrid

LA ACTUALIZACIÓN DE UN CLÁSICO

La Casa de Bernarda Alba, la última de las tragedias rurales de Federico García Lorca, es para muchos su obra maestra y una de esas raras piezas que consiguen estar siempre de plena actualidad.

Con audacia y valores auténticos, enfrentando la violencia y el miedo que en toda época buscan acallar cualquier atisbo de insurrección o diferencia, es un mérito que solo alcanzan un puñado de autores y directores geniales, capaces de remover silencios y conmover el alma de todos reflejando el drama de nuestra humanidad.

¿Cómo representar un clásico de tal calibre, interpretado en tantos escenarios de España y del mundo, y que se sienta como algo completamente nuevo si traicionar la idea que tenía Federico García Lorca del teatro?

A más de siete décadas desde su estreno en Buenos Aires, respetando la visión del autor granadino, Paloma Mejía y su compañía vuelcan su creatividad y conocimiento sin temer el contraste de lo tradicional con formas más vanguardistas de expresión escénica.

Y lo hacen con lorquiana destreza, llegando con fuerza a los públicos sin chirriantes ínfulas de modernismo, para sorprendernos con una Bernarda Alba nunca vista.

En el Teatro Victoria La casa de Bernarda Alba

Un texto con vida propia

Los conflictos de clases y sexos, el autoritarismo retrógrada de la beata Bernarda, el ansia de libertad de Adela, la cruda y sincera sencillez de la criada Poncia, la lúcida y patética demencia de la abuela, la frustración y desamparo de Angustias [y sus hermanas], el pesimismo fatalista de una Martirio que acaba traicionando a Adela, así como la desesperanza de Magdalena o los miedos de Amelia, quedan perfectamente retratados en un texto que camina solo.

Un texto con vida propia y una adaptación protagonizada solo por mujeres, tan expresiva como valiente, con una interpretación y dirección de actores que redundan en el empeño y compromiso social de Lorca.

Una adaptación vibrante

Los rezos de las jóvenes nos meten de lleno en el alma de esa España profunda, beata y opresiva enfrentada a su deseo de vivir. Sobre olor a incienso, surgen de las sombras de otro tiempo unas voces y cuerpos que se proyectan con luz propia sobre los ojos y corazones del siglo XXI...

Paloma Mejía recodifica el texto sin adulterar su significado, incidiendo en esa elevación de lo poético como incisivo instrumento de comunicación. Un torrente de emociones contrastadas, una pasión y una creatividad hilvanadas con luminoso ritmo, música, simetría y orden, que nos llega a todos y trasciende el tiempo.

No hace falta ser un erudito para reconocer la injusticia ni para sumergirse en ese drama humano que Lorca enmarca en el contexto represivo, beato e hipócrita del ámbito rural de una España anacrónica.

Esa España que encierra y asfixia a Adela y a sus hermanas; la misma que condenó y fusiló al autor apenas unos meses tras la publicación de La Casa de Bernarda Alba en 1936; una obra que Lorca nunca llegaría a ver sobre los escenarios, y no se estrenaría hasta 1945 en Buenos Aires; una obra cuya verdad la Cía. Paloma Mejía traslada hoy a un lenguaje escénico más dinámico y contemporáneo, logrando emocionar a todos los públicos desde su estreno en el madrileño Teatro Victoria. 

En el Teatro Victoria La casa de Bernarda Alba

Paloma Mejía

Haciendo prevalecer el fondo sobre la forma, Paloma Mejía defiende la idea de un teatro libre de los excesos que nos distraerían de la trama, su objeto y efecto. Un teatro que provoca vértigo, emociones, reacciones simpáticas y neuronales de manera mucho más concentrada.

Actriz, bailarina, guionista, directora y maestra, conocedora de las artes escénicas, de la danza, el monólogo, la mímica, el drama, la comedia o el teatro infantil, ha llevado con éxito a los escenarios grandes obras como Cyrano de Bergerac, Los Miserables, El Conde de Montecristo o La Señorita Julia.

Con humor, trabajo, grandes dosis de energía, un coreográfico sentido de la escena, el gesto, el ritmo, la voz, el espacio, la luz y los tiempos, ha conseguido sentar los pilares de la compañía que hoy lleva su nombre y sube a los escenarios esta vibrante Bernarda Alba.

Formadora de actores, su compañía y escuela es además una lanzadera de  nuevos valores que hoy se prodigan en los teatros, el cine y la televisión.

“La Compañía de Teatro Paloma Mejía ha logrado contagiar su pasión por grandes clásicos como Los Miserables, Cyrano, El Conde de Montecristo o La Señorita Julia, renovando para los públicos de hoy una parte significativa del teatro universal

Habla el público

La versión de Paloma Mejía de La Casa de Bernarda Alba ha recibido numerosas críticas positivas. Pero es sin duda el aliento de los espectadores que, con amigos, en pareja o en familia han asistido en gran número a sus múltiples representaciones en el Teatro Victoria de Madrid lo que anima a la compañía, a su directora y a sus intérpretes a presentarla en nuevos espacios escénicos.

 

“Hipnótica”

De diez

Olga, en familia

 

“¡Repetiré!”

La excelente interpretación de las actrices hace que vivas en propias carnes sus emociones y sentimientos, de forma que te sumerges en el argumento de la obra como si estuvieras allí en primera persona. Id a verla, ¡no os arrepentiréis!

Inmaculada, en pareja

 

“Magnifica representación”

Increible interpretación, especialmente de la madre y la criada

Ignacio, con amigos

 

“Breve e intensa”

Drama en estado puro y muy buenas actrices

Javier, en familia

 

“Fantástica”

Una obra maestra con una maravillosa puesta en escena. Simple y desgarradora.

Sergio, en pareja

 

“Gratamente sorprendida”

Una Bernarda Alba, una María Josefa y una Poncia muy potentes. De las actrices que interpretan a las hijas, algunas destacan más y otras un poco menos, pero las que mejor lo hacen, brillan muchísimo. Muy buen aprovechamiento del escenario… Salí llorando conmovida. Con eso lo digo todo… Las actuaciones. El uso del escenario. La escena final, tremendamente impactante…

Alba, con amigos

 

En el Teatro Victoria La casa de Bernarda Alba

Elenco "La Casa de Bernarda Alba"

Reparto

  • BernardaAlba: Pilar Serrano
  • Adela: Silvia García Iglesias
  • La Poncia: Lola Catalá
  • La abuela: Esther Fernández Torrejón
  • Angustias: Alba Pérez
  • Martirio: Ana Batuecas
  • Magdalena: Manoli Sierra
  • Amelia: Andrea Fernández

  • Versión y dirección: Paloma Mejía

  • Escenografía, iluminación y vestuario: Compañía de Teatro paloma Mejía

 

Producción y distribución: Compañía Paloma Mejía Martí
Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla. / +34 646 971 703

Visto 659 veces
Más en esta categoría: La señorita Julia »

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.